Lubricantes sólidos: PTFE y Cerflon

enero 15, 2018 8:00 am

Tras haber hablado del molibdeno (o MoS2), es hora de hablar de otro aditivo muy popular. El PTFE, descubierto en 1938 y registrado como Teflon, es un polímero sintético sólido. Entre sus ventajas, destaca poder repeler el agua, resistir muy bien el calor y tener un coeficiente de rozamiento muy bajo con otros sólidos.

Estas ventajas convencieron a las empresas de aceite para usar Teflon como aditivo. Sin embargo, y tras posteriores análisis, resultó que no era tan buena idea.

¡Cuidado! El PTFE no se recomienda para el aceite de motor

Durante los años 80, la empresa detrás de la marca Teflon declaró que este material no tenía ningún tipo de utilidad como aditivo de motor. De esta forma, los inventores y distribuidores de este compuesto renegaban completamente de este uso del PTFE y tomaron acciones legales contra las empresas que siguieran utilizándolo con esos fines.

Sin embargo, aunque no está recomendado para el aceite de motor, ha demostrado seguir siendo muy útil. Por ejemplo, en Xenum tenemos el producto Dry Gliss, un excelente lubricante en spray para usos no críticos. Las propiedades del PTFE logran una mejor lubricación en piezas que hacen contacto, sean del material que sean: metal, goma, plástico…

Además, Dry Gliss es un lubricante seco, por lo que no acumula polvo ni suciedad.

Cerflon®, la alternativa

Tras el duro golpe que recibió el PTFE, se patentó el Cerflon en 1998. El Cerflon® es PTFE reforzado con partículas cerámicas de nitruro de boro. Así, las ventajas del Teflon se unen a las proporcionadas por la cerámica para crear un mejor aditivo. Se logra así un material más resistente, con mejor protección a la temperatura y una mayor absorción de energía

 

Cerflon, the new teflon to use as an oil additive

 

Cerflon® en Xenum

Aunque las partículas cerámicas mejoren al PTFE, seguimos confiando en otros materiales para nuestros aceites premium. Sin embargo, el Cerflon demuestra ser un perfecto lubricante y prueba de ello es nuestra gama de productos. El Chain Pro, Super 5.1, XC Lube, Deblock Shock y X-Cut hacen un gran uso del Cerflon. Tienen diversas utilidades como lubricación de cadenas, rodamientos o para uso directo en herramientas.

Además, nuestro XCF2 también gracias al Cerflon se convierte en una grasa superior para cualquier uso automotriz e industrial.

¡Suscríbete!

Si te ha gustado el artículo, suscríbete y recibirás regularmente artículos sobre cómo diseñamos nuestros productos. Además, ¡tendrás acceso prioritario a nuestras ofertas!