Lubricantes sólidos: aditivos y aceite de grafito

enero 23, 2018 8:00 am

Ya hemos hablado de 2 de los 4 lubricantes sólidos más usados en la industria: el molibdeno y el Teflón. En este artículo vamos a hablar de los beneficios del tercero de ellos y de sus usos en Xenum como aditivos de aceite: el grafito.

Ventajas sólidas

Este semimetal cristalino es la forma más estable del elemento C (carbono) en condiciones normales. El grafito es extremadamente popular en muchas industrias gracias a su combinación de propiedades metálicas y no metálicas. Es un material conductor tanto de temperatura como de electricidad y, a la vez, posee una gran lubricidad y una resistencia natural a temperaturas extremas.

Junto con el molibdeno, el grafito es el lubricante sólido más usado, de ahí que la comparación entre ambos sea bastante común. Sin embargo, cada uno tiene sus usos.

Grafito vs molibdeno vs Teflon (PTFE)

Estos 3 materiales fueron comparados en el artículo «Graphite, Molybdenum Disulphide and/or P.T.F.E.?», Industrial Lubrication and Tribology de 1963. Por supuesto, al ser tan antiguo hay tests modernos mucho más precisos para su uso en la vida real. Sin embargo, al ser pruebas puramente sobre la naturaleza del material y sus propiedades, aún preserva su validez.

Los resultados, extraídos directamente del artículo, son los siguientes:

Comparison of PTFE, MoS2 and Graphite as additives

Como se puede observar, el grafito muestra un comportamiento más estable frente a los cambios de velocidad, carga o temperatura. Mirando a los gráficos, de hecho, puede llegar a parecer que el molibdeno (MoS2), al estar siempre por debajo en cuanto a rozamiento, ha salido ganador del test.

Sin embargo, para interpretar correctamente estos datos hay que mirarlos en perspectiva. Ya hemos hablado de cómo funciona el circuito de aceite de un motor. Los pistones dentro de los cilindros alcanzan fácilmente los 600ºC a unas velocidades de hasta 30 m/s. En este punto, el molibdeno aumenta su coeficiente de rozamiento debido a la temperatura (abajo a la derecha) a un ritmo muchísimo mayor que el grafito debido a la velocidad (a la izquierda, abajo con mayor carga que arriba, pero en este caso la carga es despreciable).

Por ello, dependiendo de lo que se necesite en cada momento, puede tener un mejor encaje uno que otro.

Aditivos y aceite grafitado Xenum

En el artículo sobre el molibdeno vimos cómo siempre usamos molibdeno orgánico junto con el grafito en el Super G y MG Gear. Estos productos reúnen las ventajas de ambos materiales para crear aditivos redondos.

Sin embargo, si pudiéramos crear nuestro propio aceite de 0, tenemos una idea diferente sobre cómo usar el grafito.

Por ello creamos la gama GP de aceite grafitado premium. Las partículas hexagonales de grafito de 1µ de diámetro se mezclan una base de alta tecnología en las proporciones ideales. Estos aceites permiten ahorros de combustible (de un 3 hasta un 5%) y un aumento de potencia bruta (de un 2 a un 5%) gracias únicamente a la reducción de fricción. Además, reducen significativamente el ruido del motor.

Xenum Graphite Oils - High performance oils - GP 10W40 - GPR 10W60 - GPX 5W40

¡Suscríbete!

Si te ha gustado el artículo, suscríbete y recibirás regularmente artículos sobre cómo diseñamos nuestros productos. La próxima semana se viene un tema muy interesante: cerámica, nuestra joya de la corona. ¡No te lo pierdas!